Domingo, 03 Octubre 2010 00:00

Mario Cafiero: El modelo actual es similar al de los 90

Escrito por  Bárbaros en radio

Charlamos con Mario Cafiero (ex diputado y Coordinador del Centro de Estudios del Proyecto Nacional) sobre la Ley de glaciares. Luego de que en 2008 un proyecto similar fuera vetado por la presidenta, el senado logró aprobar el proyecto de ley de protección de los glaciares por 35 votos contra 33.

Charlamos con Mario Cafiero (ex diputado y Coordinador del Centro de Estudios del Proyecto Nacional) sobre la importancia de la sanción de esta ley y sobre los efectos del actual modelo minero en nuestro país del que afirma que “no solo es contaminante sino que es un pésimo negocio para el país”
Hubo un gran revuelo en el oficialismo", comenta Cafiero, "por la postura del senador Filmus que ha sido muy interesante que más allá de las definiciones del ejecutivo que claramente con el veto de Cristina no querían que salga esta ley impulsó su sanción. Esto se da porque se que se armó una reacción muy grande contra el veto y crecieron las sospechas con respecto a una relación del gobierno con la Barrick Gold. Esta no es una ley abstracta, es una ley que toca intereses concretos”

¿Un proyecto Binacional?

Cafiero recuerda que la Barrick Gold esta desarrollando el proyecto Pascua Lama en San Juan, un proyecto en el que también está la Republica de Chile.

“En realidad un proyecto que se desarrolla en ambos países, pero que los dos obtienen muy poco, menos Argentina que Chile. Se habla de binacional si hubiera argentinos y chilenos haciendo algo juntos, lo cual sería bárbaro, pero acá es la Barrick una multinacional que ocupando suelo argentino y chileno quiere empezar la explotación de una de las minas de oro más importantes del mundo. Y el negocio argentino es que ponemos el agua y nos quedamos con los residuos.

La argentina ha firmado un acuerdo secreto con chile, mediante el cual el pago de impuestos no es de acuerdo a donde se realiza la actividad minera, y no donde se valoriza. El mineral esta en la roca y para sacarlo hay que lixiviarlo con cianuro. Eso se hace en argentina y sin embargo el convenio firmado dice que se paga de acuerdo al origen del mineral, y si el mineral es chileno los impuestos quedan en Chile, además creemos que no está demostrado que ni siquiera exista el mineral del lado argentino”
Los defensores de la actividad minera se afirman en que la constitución de 1994 estableció que los recursos naturales los manejan las provincias.

Según afirma el ex diputado, “esto permitiría que tengan vía libre para la explotación minera, pero por suerte el congreso a sancionado la ley de glaciares. Y estamos hablando de la actividad que en Chile corrieron dos glaciares para comenzarla. Con escavadoras se llevaron la zona periglaciar diciendo protegerla, una barbaridad. No nos escandalizamos porque haya gente que quiera esa minería y que no le importen los recursos naturales, porque de fondo ese es el modelo argentino.

Según afirma Cafiero hoy no hay otra forma de hacer minería en nuestro país que la del actual modelo a cielo abierto y explica que las minas tienen cada vez menos porcentaje de minerales extraíbles, “ya van quedando pocos recursos, y lo que tenemos que denunciar es que además de altamente contaminante este modelo es realmente poco conveniente económicamente para al argentina. No pagan impuestos, no quedan los dólares en la argentina y el recurso se va para no volver nunca mas”
El modelo basado en la explotación de los recursos naturales no es exclusivo del negocio de la minería. Ejemplo de esto son las provincias petroleras y el papel de sus gobernadores como Das Neves o como fue Néstor Kirchner.

“Así como Menem dijo que privatizando y vendiendo las joyas de la abuela íbamos a salir adelante, y durante mucho tiempo parecía que había logrado estabilizar al país porque habíamos salido del déficit (considerábamos un ingreso la venta de las empresas públicas), pero es como si no llegas a fin de mes y vas vendiendo partes de tu casa y te vas descapitalizando pero decís yo estoy en equilibrio. Pero no es así, te estas comiendo el capital. La Argentina con los modelos mineros, sojeros y petroleros estamos comiéndonos parte de nuestro capital.”
Según Mario hay una parte de los políticos argentinos que el denomina “Los Transformers”, a los que no les importa transformar la naturaleza, “hacer pelota todo y darle para adelante con tal de generar superávit en las cuentas", aclara su concepto.

“Pero en la sociedad hay un cambio porque se va viendo que ese verso de que la soja nos va atraer progreso, que la minería nos va a traer progreso, que exportar petróleo nos va a traer progreso no es cierto. Por ejemplo la actividad minera solo deja un gran hoyo, ni siquiera se le exige que le agreguen valor. De la minera Alumbrera en Catamarca por ejemplo, sale un mineraloducto con barros que van al puerto cerca de Rosario y eso se va al puerto de Roterdam. Exportamos el barro, y allá lo separan y se quedan con el oro y todos los minerales. El solo hecho de exigirles que lo valoricen acá generaría en Catamarca una actividad muy importante, hasta se podría, por ejemplo acuñar nuestro dinero con ese mineral y fortalecer nuestra moneda”
Por último aclara que el debate con el modelo minero no es exclusivamente una cuestión ambiental.

“No solo es la discusión de la contaminación o no sino del mal negocio que hacemos con nuestros recursos. No me gustaría sacarle los recursos a las generaciones futuras pero mucho menos si es para regalarlos y que se los lleven estos tipos. La ley de glaciares fue un gran triunfo de las organizaciones a lo largo de toda la cordillera. Fue un paso muy importante, y esperemos que sea el primer paso en una línea de defensa de los recursos naturales, no se puede seguir dañando y regalando nuestro medio ambiente, necesitamos una política sustentable a lo largo del tiempo”

  •           Logodesatando2013 Logodsuesuelo2013


  • baneercomunicacionparatodos