Domingo, 13 Mayo 2018 21:29

Julio Gambina: Asistimos a una pulseada por el ajuste

Escrito por  Ignacio Cagliero

La escalada sostenida del dólar en las últimas semanas, sumado a un contexto internacional de incertidumbre financiera, llevó al gobierno a pedir un crédito “preventivo” al Fondo Monetario Internacional. Para el economista, Julio Gambina, la suba del dólar forma parte de una pulseada política y económica “que ganó el mercado”.

El presidente Mauricio Macri anunció esta semana que Argentina solicitará ayuda financiera al Fondo Monetario Internacional (FMI). Luego de varios días de escalada sostenida del dólar– llegando a un pico histórico de 23,66 – y en un contexto de crisis internacional, el primer mandatario comunicó que ya se iniciaron negociaciones con el organismo para concretar un préstamo.

En diálogo con la Brújula de la Semana, el economista Julio Gambina analizó la suba repentina del dólar y habló de “pulseada política” entre sectores que presionaban para profundizar un ajuste: “El gobierno venía con un discurso de ajuste gradual y había sectores a la derecha de gobierno que venían planteando shock de ajuste. Y la verdad que la semana terminó con shock de ajuste”, opinó.

Para el analista económico, el planteo desde ciertos sectores como la derecha política y el mercado para con el gobierno, es el de disminuir el déficit fiscal. En ese sentido, la semana pasada el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, había anunciado un recorte de 30 mil millones de pesos en obra pública, para poder cumplir el objetivo de metas fiscales. El anuncio generó tal preocupación dentro de los aliados macristas, que el propio presidente reunió a la mesa chica de cambiemos para llevar tranquilidad prometiendo que las obras pactadas se van a cumplir.

“Pensemos en concreto: 30 mil millones de pesos en obra pública son menos salarios de trabajadores de la construcción, son menos despachos de materiales para determinadas obras públicas. Es una medida que claramente actúa en el enfriamiento de la economía y que anuncia perspectivas recesivas”, reflexionó Gambina.

Dólar y traslado a precio

Esta semana el dólar logró su pico histórico de 23, 66. Respecto a esta escalada, Gambina explicó que lo que se produjo fue una devaluación de la moneda nacional: “El dólar se compraba a 17,50 en diciembre. Si lo comparamos es un 27% de devaluación que se traslada a precios. El dólar es un precio más de la economía”.

Por su parte, para el economista uno de los problemas es que esa suba se traslada a precios: “La suba te está marcando cuál va a ser la inflación. El gobierno sigue con su discurso negador de que la meta de inflación es del 15%, pero ahí ya tenemos una inflación que a esta altura es del 27%”.

Eso se ancla a la intención del gobierno nacional de imponer paritarias que ronden el 15%. En ese sentido, gremios como COAD (docentes e investigadores de la UNR) y ATE (estatales), llevarán a cabo esta semana medidas de fuerzas para discutir una actualización salarial.

“Muchos dicen que hay problemas con el plan económico y el gobierno no sabe qué hacer. Cuidado con ese comentario, porque aunque parezcan afectados, en la propia conferencia de prensa dijeron que podían manejar la situación. Lo que ha resultado esta semana es una pulseada que ganó el mercado”, reflexionó.

Deuda y fuga de capitales

Según Gambina, en dos años del gobierno macrista ingresaron más de 100 mil millones de dólares por el crecimiento de la deuda. Una cifra similar a la que se ha ido por el déficit fiscal y por la “fuga de capitales”.
Con la intención de desalentar la escalada del dólar, el Banco Central subió la tasa de referencia a un 40%. Esto tiene un impacto directo en las LEBAC (Letras del Banco Central) que la semana pasada rondaban un 28% y ahora treparon cerca de un 37%.

“Es una forma de tentar a los residentes extranjeros a que vuelvan a invertir en la Argentina, porque van a ganar lo que ganaban antes sin que hubiera impuestos. Y ahora pagarán impuestos pero tienen una tasa superior que le permite mantener la rentabilidad”, explicó el economista, recordando que el 16 de mayo vencen 170 mil millones de pesos en LEBAC.

“Sin dudas que las causas externas existen, pero no nos engañemos, la política de ajuste la ganó el mercado, los grandes especuladores, los grandes capitales y el gobierno les ha dado la razón en esta movida”, sentenció Gambina.