Sábado, 30 Octubre 2010 00:00

Martín Caparros: "No todas las pasiones políticas merecen un monumento"

Escrito por  Bárbaros en radio

El escritor y periodista Martín Caparrós, opinó sobre las repercusiones generadas por la muerte del ex presidente Néstor Kirchner. La construcción de la muerte como hecho político, la imagen del ex presidente como militante apasionado, el rol de la oposición y el futuro político del país, son algunos de los temas analizados por Caparrós.

La muerte como un hecho político

“En la Argentina contemporánea da la impresión de que los muertos son indispensables para formar movimientos y para reunir a su alrededor a determinada gente”, aseguró el escritor, recordando que muchos movimientos sociales funcionaron a partir de una o varias muertes. Tal fue el caso de la constitución de los Derechos Humanos, que fue el primero de ellos, y otros más contemporáneos como los casos de María Soledad Morales, José Luis Cabezas o los asesinatos de Maximiliano Kosteky y Darío Santillán.
Para Caparrós, hay una larga sucesión de casos en los que parecieran necesarios la figura de un muerto para cohesionar voluntades políticas y sociales: “Sobre esto, el kirchnerismo hizo desde el principio una apelación muy fuerte a los muertos, reclamando una continuación de los militantes asesinados en los ’70 que, a mi entender, es un reclamo totalmente falso en la medida en que su proyecto político siempre fue opuesto al de los ‘70”, argumentó el escritor, haciendo alusión a que ahora el gobierno ya tiene a su gran muerto político que va a jugar un papel central en la política de los próximos meses.

“Era previsible un funeral multitudinario”

“Creo que los funerales multitudinarios tienen que ver con figuras de cierta relevancia pública”, disparó Caparrós, recordando el caso de la muerte de Sandro. Según el escritor, el funeral multitudinario de Kirchner fue bastante previsible, aunque “hay que ver cómo empieza a jugar en política esa figura del gran muerto”.
“Fue increíble ver cómo en estos días ya hubo intentos de armar discursos alrededor de esto. Era llamativo ver a Alberto Fernández, por ejemplo, salir de la Casa Rosada contando sus experiencias políticas con Néstor y cómo empezó la carrera presidencial”, manifiesta Caparrós, destacando una situación nueva en la que algunos comienzan a arrogarse el kirchnerismo auténtico o verdadero.

El rol de la oposición

“Fueron días muy difíciles para la oposición, que no sabía donde meterse”, afirmó Caparrós, haciendo alusión a la situación de muchos políticos que no sabían si salir mostrando condolencias ante la muerte o manteniendo sus posturas críticas. “Creo que los que mejor estuvieron fueron los que se quedaron en sus casas y no hablaron nada, tampoco es necesario que estén hablando siempre, no se de dónde sale esta idea de que un político no puede simplemente callarse por unos días sin que se deshaga”, apuntó el escritor, afirmando que muchas veces un buen silencio a tiempo es un triunfo.
“Una cosa es la política y otra, muy distinta, es qué tipo de política se hace”

En relación a los análisis y opiniones sobre las formulaciones que afirman que Néstor Kirchner le devolvió la pasión y la militancia a la política, Martín Caparrós cuestionó: “Primero veamos qué decimos cuando hablamos de política. Por estos días, escuché mucho esto de que Kirchner era un hombre apasionado por la política y que no dejó de hacerla hasta el último minuto. Veamos en qué consiste esa política”, argumentó el escritor, haciendo referencia a que las noticias sobre la muerte del ex presidente apuntan a que, en la noche anterior, había llamado a Moyano y a unos cuantos intendentes del conurbano para consensuar una pelea ante un congreso del PJ bonaerense.
“Esto es hacer política, pero distinto es decir qué es lo que queremos para nuestro país. Se dice que Kirchner era un gran político y un apasionado, pero no se pierde ni un momento en pensar y aclarar qué significa la política o cuál es la forma de pensar la política. Si hacer relaciones con intendentes del conurbano es hacer política, está perfecto, pero que no me digan que eso se merece un monumento”, disparó al finalizar.

“No creo que haya grandes cambios en la situación política del país”

Respecto al futuro político del país, Caparrós aseguró que no habrá correcciones o grandes modificaciones en cuanto al rumbo del gobierno. Además, señaló que “fue patético ver cómo, en las primeras horas, ya todo tipo de sectores trataban de apretar a la Presidenta u ofrecerse para hacerse cargo del vacío que supuestamente deja Kirchner, y esto se vio  desde el Ministerio de la Nación hasta Moyano”.
Según el escritor, Cristina Fernández no puede cambiar nada por ahora, porque cambiar cualquier cosa a corto plazo, sería estar afirmando que actúa en ciertas cuestiones porque antes Néstor no se lo permitía. “Esto sería lo menos correcto que se le puede ocurrir a alguien políticamente”, afirmó Caparrós, al tiempo que opinó que la Presidenta debe seguir con la misma gente que la rodea, y con el mismo conjunto de medidas como para posicionarse y reafirmar su política, y no dar lugar a que digan que “en realidad, las decisiones las tomaba Néstor”.

  •           Logodesatando2013 Logodsuesuelo2013


  • baneercomunicacionparatodos